lunes, 16 de julio de 2007

Los Cinéticos

Este sábado pasado fuimos de visita al Museo Reina Sofia, el cual hacía mucho que no visitamos. En esta visita aprovechamos de ver las exposiciones temporales, entre ellas especialmente una referente al arte cinético. La exposición presenta más de 80 obras de 45 artistas. La muestra incluye pinturas, objetos, serigrafías, impresiones digitales o películas, entre otras cosas todas basadas en la búsqueda del movimiento. En especial se ven obras de artistas latinoamericanos quienes principalmente han aportado esta corriente al arte moderno; por lo que no podían faltar las obras de los venezolanos Carlos Cruz Diez, Jesús Rafael Soto, Alejandro Otero y Víctor Valera.

Aquí dejo un video de Susana en medio de una cromosaturación:

Siempre llena de orgullo y emoción encontrarse con estos laureados artistas venezolanos, e inevitablemente surge el añoro de aquellos años en la UCV entre obras de Mateo Manaure, Alejandro Otero, Fernand Leger, las esculturas de Narváez, las Nubes de Calder, el siempre Pastor de Nubes, L'Amphion, entre tantas obras con las que uno convivía el día a día, disfrutando mientras uno leía o estudiaba o simplemente pasaba el tiempo sentado en el rectorado o en tierra de nadie...

Nos vemos en el espejo...

5 comentarios:

  1. Increíble esos artistas venezolanos tan buenos y prolíficos.

    Y la UCV, lo máximo, en mi último viaje a Caracas en abril, visité la UCV y tomé como 100 fotos.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Es inevitable para los locos como nosotros, pasear por la UCV y no llegarse a la Tierra de nadie. En mi epoca universitaria viajaba constantemente a la UCV ya que era Consejero universitario y luego en la vida profesional no voy tanto como antes sino a la Fac. de Ciencias pero e camino mucho mas a Veterinaria y Agronomia en Maracay

    ResponderEliminar
  3. Qué bueno! Me encatan las fotos y el video!
    Recuerdo que hace mucho tiempo hacía unas pasantías en el museo de la imagen en Parque Central. Una mañana me tomaba un zumito de naranja con un amigo estudiante de arquitectura. Cuando miramos a la mesa de enfrente casi nos desmayamos....!!!estaba Jesús Soto desayunando! Una cosa es saber que tiene un estudio allí y otra muy diferente es verlo en persona! Nos peleamos por ver quién de los dos se acercaba a pedirle un dibujito en una servilleta:
    -Ve tú.
    -No ve tú que eres mujer.
    -Pero soy tímida.
    -Y yo feo.
    -Pajúo!
    -Gafa!

    Y no fuimos. Bueno, si fuimos. Fuimos cobardes. No nos acercamos. No lo lamento. Fue mágico admirar al artista en una faceta cotidiana!

    cariños

    ResponderEliminar
  4. Ay! ver esto es una maravilla, no?? El cuento de MO es de lujo. BEsos Pancho. El video me fascinó.

    ResponderEliminar
  5. Miguel,
    Igual que tú la UUUCV es lo máximo, mis mejores años como estudiante y como profesor fueron ahí, yo también saque unas cuantas fotos en la última visita, como no hacerlo...

    Elier,
    Muy bueno de eso, de los locos como nosotros je je je, definitivamente Tierra de Nadie es un sitio mágico. Por cierto yo en aquellos años desubicados cuando uno se gradúa llegue a matricularme en Veterinaria en Maracay, pero finalmente termine en Economía, pero la sede Maracay también es genial, luego tuve oportunidad de visitarla alguna vez por seminarios de Aikido.

    Mil Orillas: como dice Waiting tu cuento es todo un lujo ;-) si sirve de consuelo, yo con todo lo desvergonzado que soy, seguramente tampoco me hubiese atrevido a pedirle nada :-(

    Waiting:si que es un lujo poder verlo en especial cuando se esta tan lejos... besos para ti también

    ResponderEliminar