martes, 9 de enero de 2007

BCV Rojo Rojito

Una vez pasada la resaca electoral y navideña, el adalid de la revolución bolivariana, como ya nos tiene acostumbrado, ha hecho gala nuevamente de su incontinencia verbal, demostrando como siempre que para él y los suyos no existe ninguna diferencia entre Estado y gobierno, y claro esta que a nadie le quepa la duda que los dos se resumen en su persona, si no para que una ley habilitante cuando toda la Asamblea Nacional son partidarios suyos.

Como era de esperar no falto aquello de: todo aquel que no este con el proceso es un golpista, un contrarevolucionario, un traidor a la patria, lacayo del imperio, etc. etc. y claro todo aquel que no comparta su "plan y medidas" económicas hacia un "Socialismo del s.XXI" es un neoliberal.

Una de las más preocupantes planes que anuncio, para este nuevo período presidencial, es el eliminar la autonomía del Banco Central (BC), no es que tuviese mucha hoy en día pero al menos existía en las leyes, y la principal consecuencia económica de ello lo veríamos en una posible escalada inflacionaria.

Supongo que la mayoría estará de acuerdo que una de las principales funciones de un BC es el mantener una estabilidad de precios y para ello dispone de varias herramientas como por ejemplo son: el monopolio en la emisión de billetes y el manejo de los tipos de interés, por lo que el BC juega a través de su política monetaria un papel primordial en la estabilidad y el desarrollo de una economía.

Por tanto conceder autonomía al BC es una manera de establecer un compromiso con el control de la inflación. Y esto cobra mayor importancia en la medida en que BC sea independiente de las necesidades de financiación del gobierno, de forma que se elimina parte del riesgo inflacionario imputable al financiación del déficit público.

En otras palabras la autonomía del BC permite que esté si considera necesario pueda decirle "No" al gobierno cuando desea poner a funcionar "la maquinita de hacer dinero" porque éste necesita más dinero o que quiera volver a poner en circulación el valor de las Reservas Internacionales. Dado que al aumentar la cantidad de dinero que hay en la economía, todos querremos comprar más cosas, que para eso tenemos real (es decir aumentará la demanda de productos) y si esto no viene acompañado en un aumento de las cosas que queremos comprar o que las podamos conseguir con relativa facilidad (es decir un incremento de la oferta de productos) se generará un mayor nivel de precios al estar dispuestos a pagar más por conseguir las pocas cosas que hay.

Finalmente la autonomía en el BC es necesaria para poder alejar lo más posible la política monetaria de la influencia de los problemas y procesos políticos, cuando estos son contrarios al los objetivos del ente emisor como es la estabilidad de los precios, pero bueno esperemos por el bien de los venezolanos que lo dicho por el adalid revolucionario se quede una vez más tan solo en palabras y promesas no cumplidas...

2 comentarios:

  1. Estoy de acuerdo contigo, que Dios nos agarre confesados...

    ResponderEliminar
  2. Muy Bueno tu reporte sobre lo del BCV, sobre todo muy acertado.

    ResponderEliminar